jueves, junio 13

Israel denuncia la masacre de decenas de personas en un kibutz cerca de Gaza | Internacional

El ejército de Israel ha anunciado este martes el hallazgo de decenas de cadáveres en Kfar Aza, un kibutz cerca de Gaza, al concluir los combates con el último reducto de los milicianos que lo tomaron el pasado sábado en un ataque coordinado que ha dejado en total al menos 1.000 muertos, sobre todo civiles.

“Veis los bebés, las madres, los padres, en sus cuartos, en sus cuartos protegidos, y cómo los terroristas los mataron. No es una guerra, ni un campo de batalla. Es una masacre”, aseguró el comandante general Itai Veruv en una visita organizada a un grupo de medios, informa la agencia Reuters, uno de los participantes.

Un portavoz del ejército israelí cifra en decenas los cadáveres encontrados, entre ellos un número de niños y bebés sin especificar. Con 750 habitantes, la cooperativa agrícola de Kfar Aza está habitada principalmente por familias. Reuters habla de cuerpos sin vida en el suelo, tanto de residentes israelíes como de milicianos de Hamás, y olor a muerto. El diario The New York Times vio “más de una docena, algunos de ellos de israelíes”. “Había cuerpos por todos lados. Cuerpos sin vida por todos lados”, aseguró durante la visita uno de los supervivientes, Avidor Schwartzman, de 38 años. Estuvo escondido durante 20 horas con su esposa y su hija hasta ser rescatado por los soldados.

También hay casas y vehículos incendiados en esta localidad, situada a unos tres kilómetros de la Franja, de donde salieron el sábado hasta 1.500 milicianos, según el recuento de sus cadáveres que ha dado este martes el portavoz del ejército israelí, Richard Hecht, una vez recuperado el control pleno del territorio. Un oficial militar israelí aseguró a la BBC en la visita que algunos de los muertos están decapitados. Pero, preguntado por EL PAÍS, el ejército no confirma esta información.

El ministro israelí de Defensa, Yoav Gallant, ha parecido aludir indirectamente a Kfar Aza en un discurso a las tropas en la frontera en el que ha anunciado que el país se encamina hacia una “ofensiva completa” en Gaza, que “nunca volverá a ser lo que era”. “Quienquiera que venga a decapitar, asesinar mujeres y supervivientes del Holocausto será aniquilado, con nuestra máxima fuerza y sin transigir. Lo que hemos visto en las localidades era una masacre. Saldremos victoriosos de las batallas”, ha afirmado, según medios locales.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.

Suscríbete

Israel viene intensificando la dureza de sus bombardeos sobre la Franja (pese a la presencia de al menos 130 israelíes cautivos) y ha matado este martes a dos dirigentes del movimiento armado islamista Hamás, principal responsable del ataque más letal que recuerda el país en su territorio. La cifra de muertos en la Franja ―completamente cercada desde el lunes― ha aumentado a 830 y la de desplazados ronda los 200.000.

Sigue toda la información internacional en Facebook y X, o en nuestra newsletter semanal.

Suscríbete para seguir leyendo

Lee sin límites